Dharana: La Concentración en el Yoga Kundalini

Dharana-6º Brazo del Yoga Kundalini

 

Distracción, Enfermedad de Nuestro Tiempo

Sat Nam. Bienvenid@ una vez más a este nuestro espacio de aprendizaje de Yoga Kundalini. El día de hoy tocaremos el tema del Dharana, la concentración. Este es el sexto brazo de la Yoga Kundalini.  Es un aspecto del Yoga que tiene gran relevancia en nuestros tiempos, donde la atención está  siendo atraída en forma constante y simultáneamente por diversos estímulos al mismo tiempo.  Basta salir a la calle para escuchar múltiples sonidos, colores, carteles de todo tipo,  vehículos moviéndose en diversos sentidos, personas buscando llamar nuestra atención, en fin, entiendes a lo que me refiero.  La consecuencia más notoria de esta sobre estimulación sensorial es una especie de atrofia que se desarrolla, en la que nos mostramos incapaces de mantenernos quietos y en silencio (externo e interno), incapaces de mantener el enfoque en una sola cosa durante un tiempo prolongado. Para muchas personas resulta incómodo estar a solas, pues en ese estar a solas estamos de frente con lo que hemos o no cultivado en nuestro interior. Esa excesiva distracción nos aleja de nosotros mismos, creando un estado de ansiedad y de soledad, ya que estar en compañía de otros o rodeados de estímulos, no significa que estemos realmente presentes y acompañando algo o a alguien. Esta es en realidad una especie de enfermedad de nuestro tiempo.

Ejercicio de Yoga Kundalini

Un ejercicio básico en la práctica del Yoga Kundalini, y de hecho, en cualquier forma de meditación, sea esta estática o en movimiento, es la concentración. La forma más común y sencilla de ejercitar la concentración es sentándose en postura fácil, en el piso, con las piernas cruzadas y la espina dorsal perfectamente recta.  Se puede realizar el ejercicio en otras posturas, cada una de las cuales moviliza un circuito energético determinado que apoya la concentración en algún sentido específico. La postura y la estaticidad  o movimiento, se eligen de acuerdo a la temática que vayamos a contemplar.

Elementos Centrales de la Concentración

En términos generales lo que buscamos es mantener la atención en algo durante el tiempo más prolongado posible.  A menudo practicamos con los párpados cerrados, dirigiendo la mirada hacia arriba y al centro, enfocando en el tercer ojo, el centro de energía ubicado en el entrecejo. Los ojos cerrados se vuelven hacia arriba como si quisieran observar el entrecejo por dentro. De esta manera la irradiación energética habitual de los ojos se dirige hacia el tercer ojo, que según las antiguas escrituras, es la sede donde radican la intuición y la sabiduría. Es además la localización de la zona reflexológica para la glándula timo, la llamada “glándula piloto” que rige las relaciones entre el cerebro y el cuerpo. Para cerrar este circuito energético también solemos mantener la punta de la lengua tocando el paladar.

Otros puntos de concentración son, por ejemplo, la coronilla en el cráneo, el ombligo, la región cordial o un punto de luz frente a nuestros ojos.

Consecuencias Que se Pueden Esperar

La primera consecuencia de una práctica de concentración prolongada en el tiempo es que de forma automática nuestro organismo responde acallando emociones y actividad intelectual, en el momento en que tomamos la posición con la que solemos realizar nuestra práctica.  Otro efecto que podremos observar es el incremento paulatino en la capacidad de enfocar nuestros esfuerzos e ideas en forma organizada y eficiente hacia un objetivo específico. Y por último, pero no por eso, menos importante, Descubrimos la posibilidad de morar en un espacio en nuestro interior, donde es posible relajar toda tensión y conectar con el flujo de energía Universal.

Como una recomendación de vida, conviene más vivir con pocos estímulos que con muchos: leer menos noticias (o ninguna si es posible), alimentarse con poca diversidad de alimentos en cada comida, intentar escuchar, ver, sentir, oler, saborear etc., una sola cosa a la vez para entrar en contacto real con su esencia, y por consecuencia con la nuestra.

Te dejo por hoy. Espero que esta información te haya sido de utilidad, y que desees compartirla con tus amigos en la red. Sat Nam.

Kundalini Yoga Course